San Valentín no es una fecha que me entusiasme, siempre he sido más de San Jordi, me parece más original y más bonita, incluso. Pero no voy...

Top Ten Tuesday (2): Cosas que me gustan/disgustan de los romances en los libros

By | 21:01 Leave a Comment
San Valentín no es una fecha que me entusiasme, siempre he sido más de San Jordi, me parece más original y más bonita, incluso. Pero no voy a negar que cualquier motivo para celebrar que love is in the air es bueno; a nadie le amarga un dulce. Soy, además, una gran shipper, shippeo lo inshippeable si me dejan; pero siempre hay cosas que gustan y cosas que no gustan para nada en cuanto a romance se refiere. 


Banner sacado del blog original The Broke and the Bookish

Top Ten Tuesday (TTT) es una sección creada por el blog The Broke and the Bookish, en la que todos los martes se propone un tema a partir del cual elaboramos nuestras listas de Top Ten según los temas literarios en cuestión.


No me gustan

  1. TRIÁNGULOS AMOROSOS. Está en mayúsculas porque no hay nada que odie más (nada, nada, NADA) que los triángulos amorosos. Son innecesarios, poco originales y cansinos. A nadie le importan. El primero fue aceptable (para algunos), pero la proliferación de estos ya pasa de castaño oscuro.
  2. Instalove. Atracción a primera vista, vale, pero enamorarse nada más conocerse es ridículo. Deseo no es lo mismo que amor, y a las almas gemelas hay que ir conociéndolas poco a poco. Un poco de criterio, por favor.
  3. Amor, amor, y de postres… amor. La vida de una persona no se reduce al romance, este siempre se ve condicionado y rodeado por otros aspectos. Por mucho que la historia sea romántica, si no va más allá, si no indaga en los personajes más allá de sus sentimientos el uno por el otro, me queda la sensación de que sacados de contexto no tendrían ni un solo matiz interesante. Lo que me lleva a...
  4. “Eres mi vida, sin ti no podría vivir.” Búscate un hobby, la calceta es agradable, pero por favor no insultes mi inteligencia romantizando una dependencia nociva.
  5. Non-con. El consentimiento no es sexy, el consentimiento es una NECESIDAD. Si las relaciones no son consentidas, o una mitad de la pareja no tiene ni idea de donde se está metiendo pero aun así la otra mitad permite y promueve una relación tóxica y peligrosa, lo único que quiero hacer es quemar el libro y luego quemar al autor/a. Sí, esto es una clara alusión a Cincuenta Sombras.

Me gustan

  1. Amor/Odio. La chispa, la pasión, las discusiones… todo es maravilloso en este antiguo cliché. 
  2. Chico malo lleva por el mal camino a la ratita de biblioteca/princesita/niña de papá de turno. Los chicos malos tienen algo que te dejan las piernas temblando, y yo, desgraciadamente, no soy para nada inmune a los poderes de seducción de sus chupas de cuero y sus motocicletas. 
  3. Amigos de toda la vida. Hay algo precioso en ver como dos adolescentes (siempre adolescentes) poco a poco caen enamorados el uno del otro, toda esa inseguridad, toda esa angustia y las miradas incómodas… 
  4. “Salvemos el mundo”. Héroes y heroínas cuya prioridad es salvar al mundo, pero que por el camino se encuentran con unos sentimientos que podrían ser su perdición.
  5. Amor prohibido (entre clases). Príncipe y plebeya, princesa y huérfano, monja y jardinero… Ese je ne sais quoi que nos recuerda a nuestros cuentos de infancia, pero con tensión sexual. Oh, las maravillas de la tensión sexual.
Decidme que no estoy sola en mis gustos.
Entrada más reciente Entrada antigua Página principal

0 comentarios: